Tag Archives: fracturas

DESARROLLAN EN LA UNAM SISTEMA PARA ATENDER FRACTURAS DE TIBIA

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

SONY DSC04 de agosto de 2014

En la UNAM, un equipo multidisciplinario del Centro de Ciencias Aplicadas y Desarrollo Tecnológico (CCADET) desarrolla un sistema para asistir por computadora a los médicos en intervenciones de meseta tibial, basado en el uso de imágenes de ultrasonido médico.

Esta técnica es útil para diagnosticar e intervenir la anatomía humana y como herramienta de apoyo en las operaciones, explicó Fernando Arámbula Cosío, del Laboratorio de Imagenología Biomédica, Física y Computacional de esa entidad.

Es seguro, no causa efectos secundarios en los pacientes, es flexible y el costo es bajo en comparación con otras modalidades. La generación, adquisición y análisis de imágenes obtenidos por computadora pueden aplicarse en cirugía, diagnóstico clínico y rehabilitación, detalló.

Previo a la reciente Copa Mundial, jugadores de las selecciones, como el mediocampista mexicano Luis Montes, el fantasista italiano Riccardo Montolivo o el goleador colombiano Radamel Falcao, perdieron la oportunidad de participar en la justa por lesiones en sus rodillas y la más frecuente fue la fractura de tibia.

Esto se observa en deportistas que reciben golpes directos en la zona o en personas que han sufrido accidentes de tránsito. En algunos casos, la lesión requiere cirugía para colocar tornillos o placas metálicas a fin de fijar el hueso en su sitio.

El sistema

Arámbula Cosío expuso que en la cirugía se colocan tornillos o placas metálicas para fijar el hueso en su sitio, para que la superficie de la meseta tibial quede plana, porque los bordes causan desgaste y dolor, explicó.

La idea es apoyar este proceso mediante computadora. En la reconstrucción ofrece la posibilidad de monitorear la tibia del paciente y, posteriormente, determinar la posición final de los huesos fracturados. Incluye un programa de planeación, subrayó.

El software requiere una tomografía de la rodilla fracturada, utilizada para simular la intervención, a fin de diseñar un plan de acuerdo a cada caso. El gráfico obtenido en la computadora se alinea con los estudios de la lesión en la mesa de operaciones, detalló.

Con el ultrasonido se muestrean los puntos de la superficie a operar y se obtiene el modelo completo. El proyecto registra avances relevantes, concluyó.

créditos: UNAM-DGCS-441-2014

Analizan alteración en desarrollo de los huesos.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
17 de Enero del 2013
El síndrome de Albright es una enfermedad genética que afecta los huesos y el color de la piel; el Instituto de Genética de la Universidad Nacional de Colombia realizó un estudio de caso.
A esta enfermedad rara también se le conoce como displasia fibrosa, que es una alteración en el desarrollo de los huesos, “en la que el hueso esponjoso lamelar del canal medular es reemplazado por tejido fibro-óseo inmaduro, dando como resultado un tejido óseo con trabéculas (tabiques de tejido) pobremente formadas”, según indicaron los investigadores.
Puede presentarse de dos formas: la forma monostótica (ataque de un solo hueso) que es la más frecuente ocurriendo en el 75% a 80% de los casos; y la poliostótica, en la que se afectan múltiples huesos.
El síndrome de McCune Albright se define clásicamente como la tríada de displasia fibrosa poliostótica, alteraciones endocrinas y máculas café au laît (manchas color café en la piel).
El caso estudiado es el de una paciente de 12 años de edad, que tuvo su primer periodo menstrual a los 3 años y 7 meses de edad, y es hija de padres consanguíneos (parientes).
A los siete años presentó la primera fractura a nivel de fémur izquierdo, con refractura meses después, y recibió una cirugía reconstructiva del fémur a los ocho años. A los nueve recibió inhibidores de resorción ósea y ha presentado fisuras costales múltiples.
La madre tiene un antecedente de exposición a fumigantes y fertilizantes, y durante su segunda gestación tuvo amenaza de aborto.
“Estos síntomas, entre otros, demuestran que el caso cumple con los criterios diagnósticos de síndrome de McCune Albright, y su manejo requiere un enfoque multidisciplinario”.
El diagnóstico es clínico y “las pruebas moleculares no son utilizadas de forma rutinaria. Si bien, el único hallazgo de anormalidad endocrina es la pubertad precoz, la combinación de la displasia fibrosa con cualquier alteración endocrina, con o sin máculas cafe au laît confirman el síndrome”, puntualizó Ángela Martí, una de las investigadoras.
Otros de los síntomas que pueden alertar la aparición de esta enfermedad son: crecimiento óseo anormal en el cráneo, ritmos cardíacos anormales (arritmias), gigantismo, hipertiroidismo y manchas grandes de color café con leche, entre otros.
Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html
Esta enfermedad genética produce fracturas óseas.

Esta enfermedad genética produce fracturas óseas.

17 de Enero del 2013

El síndrome de Albright es una enfermedad genética que afecta los huesos y el color de la piel; el Instituto de Genética de la Universidad Nacional de Colombia realizó un estudio de caso.

A esta enfermedad rara también se le conoce como displasia fibrosa, que es una alteración en el desarrollo de los huesos, “en la que el hueso esponjoso lamelar del canal medular es reemplazado por tejido fibro-óseo inmaduro, dando como resultado un tejido óseo con trabéculas (tabiques de tejido) pobremente formadas”, según indicaron los investigadores.

Puede presentarse de dos formas: la forma monostótica (ataque de un solo hueso) que es la más frecuente ocurriendo en el 75% a 80% de los casos; y la poliostótica, en la que se afectan múltiples huesos.

El síndrome de McCune Albright se define clásicamente como la tríada de displasia fibrosa poliostótica, alteraciones endocrinas y máculas café au laît (manchas color café en la piel).

El caso estudiado es el de una paciente de 12 años de edad, que tuvo su primer periodo menstrual a los 3 años y 7 meses de edad, y es hija de padres consanguíneos (parientes).

A los siete años presentó la primera fractura a nivel de fémur izquierdo, con refractura meses después, y recibió una cirugía reconstructiva del fémur a los ocho años. A los nueve recibió inhibidores de resorción ósea y ha presentado fisuras costales múltiples.

La madre tiene un antecedente de exposición a fumigantes y fertilizantes, y durante su segunda gestación tuvo amenaza de aborto.

“Estos síntomas, entre otros, demuestran que el caso cumple con los criterios diagnósticos de síndrome de McCune Albright, y su manejo requiere un enfoque multidisciplinario”.

El diagnóstico es clínico y “las pruebas moleculares no son utilizadas de forma rutinaria. Si bien, el único hallazgo de anormalidad endocrina es la pubertad precoz, la combinación de la displasia fibrosa con cualquier alteración endocrina, con o sin máculas cafe au laît confirman el síndrome”, puntualizó Ángela Martí, una de las investigadoras.

Otros de los síntomas que pueden alertar la aparición de esta enfermedad son: crecimiento óseo anormal en el cráneo, ritmos cardíacos anormales (arritmias), gigantismo, hipertiroidismo y manchas grandes de color café con leche, entre otros.

Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html

ELABORA LA UNAM ATLAS DE RIESGO GEOTÉCNICO DE LA ZONA CONURBADA DEL VALLE DE MÉXICO

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

• Servirá para delimitar zonas de alto riesgo en construcciones civiles y asentamientos humanos

JOSE MARIA CHAVEZ RODRIGUEZ• Se busca identificar áreas en las que existan riesgos naturales como deslizamientos de tierra, inundaciones, fracturas o hundimientos

• El proyecto del Atlas está destinado a los municipios de Naucalpan, Atizapán, Tlalnepantla, Cuautitlán de Romero Rubio y Cuautitlán Izcalli

Con el propósito de elaborar un mapa de zonificación geotécnica del área conurbada para delimitar lugares de alto riesgo en construcciones civiles y asentamientos humanos, el académico de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Acatlán, José María Chávez Aguirre, empezó la configuración del Atlas Multidisciplinario y de riesgo geotécnico de la zona conurbada al norponiente del Valle de México.

Se trata de un análisis de desarrollo urbano que inició hace más de dos años y cuya finalidad es identificar las áreas en las que existan riesgos naturales como deslizamientos de tierra, inundaciones, fracturas o hundimientos que afecten la estabilidad de los asentamientos humanos desde un enfoque geotécnico y que incluye los aspectos jurídicos, socioeconómicos, históricos y comunicativos.

Se denomina Atlas Multidisciplinario porque intervienen diversas áreas relacionadas con las licenciaturas que se imparten en la FES Acatlán como sociología, historia, ingeniería, economía, derecho y comunicación, explicó.

De acuerdo con el ingeniero-geólogo Chávez Aguirre, los problemas geológicos son consecuencia de los fenómenos naturales, y la forma en que afectarán a las edificaciones sólo puede determinarse mediante análisis geotécnicos elaborados previos a la construcción.

El proyecto es llevado a cabo por 35 alumnos de servicio social, además intervienen 18 profesores como asesores de los estudiantes, resaltó el miembro de la Academia Mexicana de Ingeniería desde 2008.

El también miembro del Colegio de Ingenieros Geólogos de México, detalló que, periódicamente, se llevan a cabo reuniones de evaluación y, cada año, se presenta un avance de los trabajos, que se difunde entre las autoridades de la Facultad y los presidentes municipales.

“Desde el inicio, la propuesta del Atlas estaba pensada para cinco municipios: Naucalpan, Atizapán, Tlalnepantla, Cuautitlán de Romero Rubio y Cuautitlán Izcalli. La razón por la que se incluyen estos municipios, es que se encuentran geográficamente cerca de la FES Acatlán, lo que facilita el acceso a cualquier área de ellos”, indicó.

En entrevista, comentó que desde 2003, el proyecto se ha desarrollado en Atizapán, sobre todo en las zonas minadas, donde se ha contribuido con su ubicación y rehabilitación, con un progreso de entre 13 y 14 por ciento.

Originalmente, sostuvo, el proyecto estaba programado para aplicarlo en los cinco municipios en un período de cinco años, empero, en esos cinco años sólo se alcanzarán a cubrir los trabajos que se están realizando en la zona de Atizapán, por lo que próximamente se continuará con las demás jurisdicciones, simultáneamente.

Por último, apuntó que al concluir el proyecto, se contará con un Atlas de Riesgo cuya consulta será de gran beneficio para la población de la zona norponiente del Valle de México, que permitirá a las autoridades gubernamentales hacer una planeación justificada para la ubicación de construcciones y asentamientos humanos, además de prever los riesgos a que está expuesta la población.
Créditos: Boletín UNAM-DGCS-159 – dgcs.unam.mx

Sabersinfin.com