Tag Archives: disciplina

ACREDITAN COMO JUECES DE LIMA LAMA A MIEMBROS DE LA FES CUAUTITLÁN

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

jueceslimalama16 de junio de 2014

Nueve miembros de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Cuautitlán fueron certificados como jueces de lima lama por la Asociación Polinesia de Artes Marciales Lima Lama del Distrito Federal, luego de concluir su curso de un año, dirigido a combatientes avanzados con el grado de cinturón café y negro.

Algunos de ellos se reunieron con el director de esa unidad multidisciplinaria, Jorge Alfredo Cuéllar Ordaz, y el coordinador General de Extensión Universitaria, Jorge Luis Rico Pérez.

Se trata de Eréndira Hernández Rojas, profesora de lima lama de Cuautitlán, con 20 años de experiencia, así como de los alumnos Giovanny Rafael Islas Alberto, Diana Elizabeth Pineda Delgado, Lorena Estefanía Pineda Delgado, Eréndira Saraid Ramírez Cruz y Octavio Goyri Cervantes.

Ahora, en su calidad de jueces pueden participar en torneos selectivos de las 16 delegaciones del Distrito Federal. “Nuestro deber es mantener el orden y que se desarrolle el evento por completo”, comentó Islas Alberto.

Un arte marcial muy amplio

El lima lama es la conjunción de diversas técnicas, no sólo de boxeo y pateo, también puede incluir llaves y pelea en piso. Se divide en varios tipos: pelea continua, por puntos, kick boxing y full contact. También se compite en formas creativas, con música o con armas blancas, todo depende de la capacidad del practicante y del tiempo de entrenamiento.

La práctica del lima lama, señaló Pineda Delgado, se divide en rama femenil y varonil, que se subdividen en pesos ligero, mediano y pesado, y edades infantil, juvenil y adulta; en todas la principal responsabilidad de los jueces es mediar la contienda y cuidar la integridad física de los competidores.

La del juez es una posición que usualmente está en controversia, pues siempre habrá una parte que se considere afectada: quien pierde. Por ello, “no es fácil estar en el centro de la pelea”, aseguró la joven.

Islas Alberto inició en taekwondo, en el que alcanzó el cinturón negro, pero “cuando conocí el lima lama me gustó más. En él se da competencia más abierta y cercana a la realidad”. Además, se pueden inculcar valores y criterios para la vida, apuntó.

Por cada área de combate están presentes tres jueces (uno central y dos de esquina), quienes se desplazan en un ángulo de 90 grados cada uno; para tomar una decisión deben estar de acuerdo al menos dos de ellos, abundó Hernández Rojas.

Los combatientes tienen una zona “punteable”: de la cintura hacia arriba. El golpe al contrincante puede ser con la mano o el pie y entre más alta sea la patada, mayor valor tiene. Los jueces califican que en realidad haya contacto y que los golpes sean con técnica.

También se aseguran de que no exista la agresión, por ello, no se permiten golpes en la cara ni de revés, no agarrar ni empujar y no hay patadas bajo el cinturón. Sin embargo, todo depende de la modalidad, pues en algunas tiene más importancia la técnica y en otras el contacto y resistencia.

Créditos: UNAM-DGCS-346-2014

Alumno de la UNAM gana concurso de oratoria y debate.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
7 de noviembre de 2013

José Luis Gallegos Quezada, alumno de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales
José Luis Gallegos Quezada, alumno de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales

• José Luis Gallegos Quezada, de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales, obtuvo el primer lugar en el Certamen de Oratoria y Debate Público El Universal–Querétaro 2013

A José Luis Gallegos Quezada, alumno de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales (FCPyS) de la UNAM, dominar el arte de hablar ante las personas le ha dado no sólo satisfacciones como ganar el primer lugar del Certamen de Oratoria y Debate Público El Universal–Querétaro 2013, el más importante del país, también lo ha motivado a promover la cultura de la discusión y la argumentación en esta casa de estudios.

Los jóvenes tenemos mucho por decir y la disciplina abre las puertas para que los demás te escuchen. Esta herramienta permite transmitir ideas de manera ordenada desde el aula, foros y asambleas para convencer o persuadir con argumentos sólidos, afirmó el estudiante de séptimo semestre de la carrera de Ciencias Políticas.

“No es la primera vez que participo en un certamen de estas características; desde los 18 años he pasado por este tipo de experiencias, que además de la satisfacción de ganar, me han dejado la necesidad de leer más y superarme”, señaló.

Antes de obtener el sitial de honor, el joven pasó por varias etapas. En la primera, la Dirección General de Atención a la Comunidad Universitaria de la UNAM solicitó a cada facultad enviar a representantes; a él lo convocó la Secretaría General de la FCPyS.

“De los que acudimos, fui seleccionado —con dos compañeros más— para participar en el Primer Concurso de Oratoria y Debate Público de la Ciudad de México, donde triunfé y obtuve el derecho a concursar en la edición nacional, en representación del DF”.

En el primer certamen, acotó, hubo representantes de escuelas públicas y privadas de la capital, y en el nacional, cada entidad mandó a un representante.

El concurso nacional se dividió en tres secciones: la primera, presentar un concurso preparado; la segunda, uno improvisado, y la tercera, un debate.

“En la fase de improvisación había 10 finalistas y me tocó hablar de los retos en la economía mexicana. Para el debate sólo quedábamos cinco y respondimos quién era, a nuestro parecer, el presidente más importante del país y dimos nuestra opinión sobre el Pacto por México y si deberíamos tener una nueva constitución”, expuso.

Al respecto, señaló que es un orgullo haber ganado. Para todo joven que se considera orador, este certamen es el más importante por su tradición, que se remonta a los años 20. De aquí han salido personajes como Adolfo López Mateos, Porfirio Muñoz Ledo y Beatriz Paredes.

“La distinción representa un compromiso porque lo más importante es mostrar congruencia entre lo que uno dice en la tribuna y el actuar cotidiano en nuestra comunidad escolar y entorno social”.

Difundir la oratoria

Para José Luis Gallegos es relevante difundir la importancia de la oratoria entre los universitarios, por ello, con otros compañeros busca crear una sociedad de debate y oratoria en la UNAM, para formar a quienes nos representarán en concursos locales e internacionales.
Asimismo, llevó la propuesta de hacer un certamen de oratoria al Consejo Técnico de la FCPyS, aprobada por mayoría, y el director lo nombró presidente del comité organizador.

También en esa entidad imparte un taller relacionado. “Siempre digo a los participantes que dominar el arte de hablar en público es una herramienta importante, porque nos permite estructurar ideas y argumentar de manera precisa, pero también romper con falacias y aceptar que uno no tiene la verdad absoluta”.

Esto es fundamental porque como universitarios debemos construir un pensamiento crítico, abierto y dirimido en términos de argumentos sólidos y no sólo en creencias e ideologías, concluyó.

Créditos: UNAM-DGCS-665