Tag Archives: cómputo

RECIBE INSTITUTO DE ASTRONOMÍA EL FONDO ARCADIO POVEDA Y LO PONE A DISPOSICIÓN DEL PÚBLICO

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
El Fondo Arcadio Poveda —que consta de 97 cajas e incluye proyectos de investigación, publicaciones, manuscritos y fotografías— fue depositado en el Instituto de Astronomía (IA) de Ciudad Universitaria. Está disponible al público para consulta.
En un apartado de la Biblioteca Guillermo Haro, frente a una vitrina con planos y cuadernos del físico óptico estadounidense Robert Noble (dispuestos en 30 cajas), se alojó el acervo de Arcadio Poveda, que consta de fotografías y documentos administrativos del IA en el periodo en que se construyó el Observatorio Astronómico Nacional en San Pedro Mártir (OANSPM), Baja California, en los años 70.
Los catálogos pueden consultarse en la dirección electrónica: http://www.astroscu.unam.mx/IA/index.php?option=com_content&view
=article&id=282&catid=2&Itemid=117&lang=es.
Además de fondos documentales, el instituto cuenta con colecciones de instrumentos, placas fotográficas, acervos de libros y revistas antiguas, como la primera publicación del Anuario Astronómico Nacional (1881).
En el sitio continúa la organización de tres archivos: el Fondo Observatorio Astronómico Nacional, con más de 400 cajas, entre los que se encuentra la parte más antigua (1878 a 1960); el Archivo Departamental de Ingeniería, con nueve receptáculos que abarcan la década de los 70 y el Archivo Dirección Instituto de Astronomía, integrado por 100 contenedores que consignan documentos de 1984 al día de hoy.
Conservar ese patrimonio histórico coadyuva a investigar y divulgar la historia de la ciencia en nuestro país y colabora en la formación de estudiantes especializados que a partir de ahora tendrán acceso libre al acervo documental.
Testimonio del quehacer científico
De pie, frente a los tres anaqueles que resguardan sus documentos, el astrónomo Arcadio Poveda Ricalde mencionó con asombro: “no lo puedo creer”, frase que repitió en un par de ocasiones para luego considerarse afortunado por crear ciencia, enseñarla y divulgarla, pues algo de lo que más le satisface es facilitar la formación de investigadores y maestros de instituciones como el OANSPM o el Centro de Astronomía en Ensenada, entre otros.
El científico ha colaborado en la creación del Programa Universitario de Investigación y Desarrollo Espacial (PUIDE) del Centro de Cómputo Electrónico de la UNAM, primero en su tipo en Latinoamérica. En su quehacer académico, instituyó la materia Temas Selectos de la Astronomía, en la Facultad de Ciencias.
Del archivo histórico, quien fuera director del IA de 1968 a 1980, dijo que contiene su trabajo de investigación científica y divulgación, lo que implicó la producción de una gran cantidad de documentos técnicos, fotográficos y administrativos.
“Lo que no está plasmado en esas 97 cajas es mi sentir. Estoy orgulloso de haber trabajado todos estos proyectos con el apoyo y esfuerzo de un gran equipo conformado por colegas, administradores, estudiantes, técnicos y autoridades universitarias”, señaló.
Al acto asistieron William Henry Lee, director del IA; Susana Biro McNichol, responsable del archivo y Andrea Luna Hernández, estudiante asociada al proyecto.
Créditos: UNAM-DGCS-012-2014

institutoastronomiaEl Fondo Arcadio Poveda —que consta de 97 cajas e incluye proyectos de investigación, publicaciones, manuscritos y fotografías— fue depositado en el Instituto de Astronomía (IA) de Ciudad Universitaria. Está disponible al público para consulta.

En un apartado de la Biblioteca Guillermo Haro, frente a una vitrina con planos y cuadernos del físico óptico estadounidense Robert Noble (dispuestos en 30 cajas), se alojó el acervo de Arcadio Poveda, que consta de fotografías y documentos administrativos del IA en el periodo en que se construyó el Observatorio Astronómico Nacional en San Pedro Mártir (OANSPM), Baja California, en los años 70.

Los catálogos pueden consultarse en la dirección electrónica: http://www.astroscu.unam.mx/IA/index.php?option=com_content&view

=article&id=282&catid=2&Itemid=117&lang=es.

Además de fondos documentales, el instituto cuenta con colecciones de instrumentos, placas fotográficas, acervos de libros y revistas antiguas, como la primera publicación del Anuario Astronómico Nacional (1881).

En el sitio continúa la organización de tres archivos: el Fondo Observatorio Astronómico Nacional, con más de 400 cajas, entre los que se encuentra la parte más antigua (1878 a 1960); el Archivo Departamental de Ingeniería, con nueve receptáculos que abarcan la década de los 70 y el Archivo Dirección Instituto de Astronomía, integrado por 100 contenedores que consignan documentos de 1984 al día de hoy.

Conservar ese patrimonio histórico coadyuva a investigar y divulgar la historia de la ciencia en nuestro país y colabora en la formación de estudiantes especializados que a partir de ahora tendrán acceso libre al acervo documental.

Testimonio del quehacer científico

De pie, frente a los tres anaqueles que resguardan sus documentos, el astrónomo Arcadio Poveda Ricalde mencionó con asombro: “no lo puedo creer”, frase que repitió en un par de ocasiones para luego considerarse afortunado por crear ciencia, enseñarla y divulgarla, pues algo de lo que más le satisface es facilitar la formación de investigadores y maestros de instituciones como el OANSPM o el Centro de Astronomía en Ensenada, entre otros.

El científico ha colaborado en la creación del Programa Universitario de Investigación y Desarrollo Espacial (PUIDE) del Centro de Cómputo Electrónico de la UNAM, primero en su tipo en Latinoamérica. En su quehacer académico, instituyó la materia Temas Selectos de la Astronomía, en la Facultad de Ciencias.

Del archivo histórico, quien fuera director del IA de 1968 a 1980, dijo que contiene su trabajo de investigación científica y divulgación, lo que implicó la producción de una gran cantidad de documentos técnicos, fotográficos y administrativos.

“Lo que no está plasmado en esas 97 cajas es mi sentir. Estoy orgulloso de haber trabajado todos estos proyectos con el apoyo y esfuerzo de un gran equipo conformado por colegas, administradores, estudiantes, técnicos y autoridades universitarias”, señaló.

Al acto asistieron William Henry Lee, director del IA; Susana Biro McNichol, responsable del archivo y Andrea Luna Hernández, estudiante asociada al proyecto.

Créditos: UNAM-DGCS-012-2014

Se requiere una política de estado para ubicar a la educación superior como prioridad estratégica

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
26 de octubre de 2013

México requiere una política de Estado para ubicar a la educación superior
México requiere una política de Estado para ubicar a la educación superior

• El rector de la UNAM, José Narro Robles, participó en el Segundo Congreso Nacional de Biotecnología y Ciencias Alimentarias, organizado en el Instituto Tecnológico de Sonora
• Se necesitan recursos para mejorar la calidad y cobertura educativa, infraestructura física, cultural y tecnológica. Los presupuestos multianuales ayudarían, al permitir mayor planificación, expuso

México requiere una política de Estado para ubicar a la educación superior como prioridad estratégica en el futuro de la nación, estableció el rector de la UNAM, José Narro Robles.

Al participar en el Segundo Congreso Nacional de Biotecnología y Ciencias Alimentarias, efectuado en el Instituto Tecnológico de Sonora (ITSON), señaló que nuestro país tiene gran necesidad de hacer cambios importantes en materia educativa. El primero debe ser la determinación de dar prioridad a la educación superior, a la investigación científica y tecnológica.

Al ofrecer la conferencia de clausura del encuentro académico, “Educación superior, ciencia y juventud de México”, consideró que el planteamiento de la reforma reciente es un avance importante, aunque no suficiente, pues se requiere un esquema integral.

Se necesitan recursos para mejorar la calidad y cobertura educativa, infraestructura física, cultural y tecnológica. Los presupuestos multianuales ayudarían, al permitir mayor planificación, expuso.

En el rubro de ciencia ha habido avances, aunque distan de ser los requeridos. En el contexto mundial estamos muy rezagados, hay pocos investigadores: por cada mil personas de la población económicamente activa, México tiene un investigador (el 0.1 por ciento).

En contraste, en Corea son 10.7; en Japón, 9.9; en Estados Unidos, 9.1; en Argentina, 2.1 y en China, 1.5. Además, mientras aquí se gradúan tres mil 600 doctores al año, en Brasil, España y Corea (estos dos últimos con poblaciones menores a la nuestra) lo hacen entre nueve y 13 mil; en EU más de 45 mil.

México, resumió, requiere plantearse metas específicas: lograr la cobertura universal en educación media superior en los próximos ocho años; duplicar la cobertura en la superior en una década y mejorar la calidad de los programas. El país necesita grandes cambios, grandes reformas, no paliativos o acciones parciales que no resuelven los problemas de fondo.

Al clausurar la reunión, Isidro Roberto Cruz, rector del ITSON, agradeció la asistencia de los participantes. En el Congreso “se generó un espacio de reflexión, diálogo e intercambio de experiencias”, y coincidió en que no puede haber desarrollo si sólo 32 de cada 100 jóvenes tienen acceso a la educación superior y si únicamente se destina el 0.4 por ciento del PIB a la investigación.

Al término, se realizó un recorrido por los centros de Investigación e Innovación Biotecnológica, Agropecuaria y Ambiental, y de Informática y Servicios de Cómputo, así como por el Departamento de Ciencias Agronómicas y Veterinaria.

Créditos : (UNAM-DGCS-640)