Tag Archives: reconocimiento

Premian a académicos de la Facultad de ingeniería por desarrollar innovaciones tecnológicas.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
23 de Enero del 2013
Por el esfuerzo y logro tangibles en la creación de innovaciones que representan un progreso real y medible para la sociedad, y contribuyen a la mejora y a la creación de nuevos empleos, académicos de la Facultad de Ingeniería (FI) de la UNAM obtuvieron el Premio Tecnos 2012, en la categoría Productos Tecnológicos.
En este rubro, la distinción se otorga a proyectos resultantes de la creatividad, como productos nuevos, software, artefactos, maquinaria, utensilios, herramientas, material didáctico y de laboratorio, fármacos, compuestos químicos y patentes.
El trabajo premiado se llama Diseño y Desarrollo de un Sistema de Llenado y Sellado de Ampolletas, emplea tres cabezales rotatorios continuos (fill-sealer system), y está a cargo del grupo integrado por Alejandro Ramírez Reivich, Marcelo López Parra, Vicente Borja Ramírez y Víctor J. González Villela, académicos de la FI, y el alumno Bruno Levario Díaz.
En equipo con Edmundo Lozano Carranza y Víctor Rizo Hernández, del Grupo Colomer México, trabajaron en tres generaciones de máquinas para llenar y sellar ampolletas de plástico con líquido para diversos tratamientos capilares.
Para ello evaluaron distintas opciones, en conjunto con la empresa con la que los académicos colaboran desde 1996. De la primera máquina, el sistema manual, se crearon tres conceptos, modificados hasta obtener el más viable, recordó Ramírez Reivich.
Al establecer lazos de vinculación, es necesario trabajar de la mano con las empresas. El proceso requiere comunicación, confianza y trabajo conjunto; se da por etapas y los avances posibilitan líneas de investigación y desarrollo tecnológico, precisó.
El diseño más reciente, el sistema automático de llenado, calentamiento y sellado, alcanza velocidades de 120 unidades por minuto y emplea tres cabezales rotatorios. Con esta innovación, ya patentada en el país, la empresa registra producciones de un millón de ampolletas por semana, con jornadas diarias de tres turnos.
Con esta máquina, ya instalada en la planta ubicada en Balvanera, Querétaro, se atiende la demanda de los tratamientos capilares que produce, tanto a nivel nacional, como por Estados Unidos y Europa.
En el proyecto, Ángel Tomás Pichardo Contreras y Carlos Alberto Vázquez Jiménez, de licenciatura; Ricardo Lozada Bastida, Óscar Fuentes Ríos y Humberto Mancilla Alonso, de maestría, y Gustavo Olivares Guajardo, de doctorado, realizaron sus tesis, con temas relacionados con el diseño y desarrollo de las tres generaciones de los equipos.
Vinculación, proyecto de largo aliento
La colaboración entre la FI y Colomer de México surgió en 1996, a partir de la necesidad de sustituir las ampolletas de vidrio por unas más seguras, fabricadas con materiales alternativos, como el PVC, y ante la exigencia de automatizar y flexibilizar los procesos de producción, a fin de satisfacer un mercado de cosméticos global y competitivo.
Entre 2005 y 2006, arrancó el proceso de mejora e innovación para el cambio de la materia prima utilizada. Así, los procesos para el manejo, llenado, sellado y etiquetado de recipientes de vidrio quedaron obsoletos, lo que detonó proyectos de investigación para el desarrollo de sistemas de producción, acordes a las necesidades industriales.
El reconocimiento
El Premio TECNOS, reconocimiento al desarrollo tecnológico, es otorgado en conjunto por el gobierno del estado de Nuevo León y los sectores empresarial, académico, científico y tecnológico del país, la región de Cataluña y Texas, Estados Unidos.
En sus 18 ediciones, han participado dos mil 908 proyectos y se han entregado 166 preseas con el lema: “La competitividad de las naciones depende cada vez más de su capacidad tecnológica y de innovación”.
Boletín UNAM-DGCS-047
Ciudad Universitaria.
Alejandro Ramírez Reivich explicó que en poco más de una década él y su equipo han logrado optimizar los procesos industriales relacionados con el sellado de ampolletas.

Alejandro Ramírez Reivich explicó que en poco más de una década él y su equipo han logrado optimizar los procesos industriales relacionados con el sellado de ampolletas.

23 de Enero del 2013

Por el esfuerzo y logro tangibles en la creación de innovaciones que representan un progreso real y medible para la sociedad, y contribuyen a la mejora y a la creación de nuevos empleos, académicos de la Facultad de Ingeniería (FI) de la UNAM obtuvieron el Premio Tecnos 2012, en la categoría Productos Tecnológicos.

En este rubro, la distinción se otorga a proyectos resultantes de la creatividad, como productos nuevos, software, artefactos, maquinaria, utensilios, herramientas, material didáctico y de laboratorio, fármacos, compuestos químicos y patentes.

El trabajo premiado se llama Diseño y Desarrollo de un Sistema de Llenado y Sellado de Ampolletas, emplea tres cabezales rotatorios continuos (fill-sealer system), y está a cargo del grupo integrado por Alejandro Ramírez Reivich, Marcelo López Parra, Vicente Borja Ramírez y Víctor J. González Villela, académicos de la FI, y el alumno Bruno Levario Díaz.

En equipo con Edmundo Lozano Carranza y Víctor Rizo Hernández, del Grupo Colomer México, trabajaron en tres generaciones de máquinas para llenar y sellar ampolletas de plástico con líquido para diversos tratamientos capilares.

Para ello evaluaron distintas opciones, en conjunto con la empresa con la que los académicos colaboran desde 1996. De la primera máquina, el sistema manual, se crearon tres conceptos, modificados hasta obtener el más viable, recordó Ramírez Reivich.

Al establecer lazos de vinculación, es necesario trabajar de la mano con las empresas. El proceso requiere comunicación, confianza y trabajo conjunto; se da por etapas y los avances posibilitan líneas de investigación y desarrollo tecnológico, precisó.

El diseño más reciente, el sistema automático de llenado, calentamiento y sellado, alcanza velocidades de 120 unidades por minuto y emplea tres cabezales rotatorios. Con esta innovación, ya patentada en el país, la empresa registra producciones de un millón de ampolletas por semana, con jornadas diarias de tres turnos.

Con esta máquina, ya instalada en la planta ubicada en Balvanera, Querétaro, se atiende la demanda de los tratamientos capilares que produce, tanto a nivel nacional, como por Estados Unidos y Europa.

En el proyecto, Ángel Tomás Pichardo Contreras y Carlos Alberto Vázquez Jiménez, de licenciatura; Ricardo Lozada Bastida, Óscar Fuentes Ríos y Humberto Mancilla Alonso, de maestría, y Gustavo Olivares Guajardo, de doctorado, realizaron sus tesis, con temas relacionados con el diseño y desarrollo de las tres generaciones de los equipos.


Vinculación, proyecto de largo aliento

La colaboración entre la FI y Colomer de México surgió en 1996, a partir de la necesidad de sustituir las ampolletas de vidrio por unas más seguras, fabricadas con materiales alternativos, como el PVC, y ante la exigencia de automatizar y flexibilizar los procesos de producción, a fin de satisfacer un mercado de cosméticos global y competitivo.

Entre 2005 y 2006, arrancó el proceso de mejora e innovación para el cambio de la materia prima utilizada. Así, los procesos para el manejo, llenado, sellado y etiquetado de recipientes de vidrio quedaron obsoletos, lo que detonó proyectos de investigación para el desarrollo de sistemas de producción, acordes a las necesidades industriales.


El reconocimiento

El Premio TECNOS, reconocimiento al desarrollo tecnológico, es otorgado en conjunto por el gobierno del estado de Nuevo León y los sectores empresarial, académico, científico y tecnológico del país, la región de Cataluña y Texas, Estados Unidos.

En sus 18 ediciones, han participado dos mil 908 proyectos y se han entregado 166 preseas con el lema: “La competitividad de las naciones depende cada vez más de su capacidad tecnológica y de innovación”.

Boletín UNAM-DGCS-047

Ciudad Universitaria.

UN lamenta fallecimiento de la profesora y pianista Luz Ángela Posada.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
9 de Enero del 2013
Las comunidades académica y administrativa de la Universidad Nacional de Colombia están de luto por la muerte de Luz Ángela Posada Villamizar y extienden un saludo de condolencia a familiares y amigos.
Luz Ángela Posada Villamizar, pianista de la UN graduada en 1976 con el título de summa cum laude (excepcional), realizó estudios en el Conservatorio Tchaikovsky en Moscú.
A propósito de su estadía en Moscú, Otto de Greiff realizó una mención sobre el viaje, en la página 11D del periódico El Tiempo del lunes 7 de noviembre de 1977, que reza:
“Luz Ángela Posada. –Y pues  de Moscú hablamos, para allá se nos va ahora a perfeccionar estudios la joven pianista Luz Ángela Posada Villamizar, quien con su hermana Mariana forma un dúo que en los últimos tiempos ha venido destacándose en diversas actuaciones en conciertos y en la radio, como figuras prominentes de la más reciente cosecha artística. Luz Ángela volverá como pianista hecha y derecha. Y a lo mejor, también como estrella de ballet. Y aquí nos hará gran falta. Muchos triunfos le auguramos sus amigos”.
Posada Villamizar ganó dos veces el concurso “Jóvenes talentos” del Instituto Colombo-Alemán.
Se desempeñó como docente de las cátedras de Piano y Música de Cámara del Conservatorio de Música de la UN. Y también era especialista en Diseño Urbano.
Dentro de su paso por la UN, la profesora participó en la realización y dirección de los programas radiales “Blanco y Negro, más de 300 años de piano”, y “Música en Vivo para una radio viva” de UN Radio. Con este último, Luz Ángela Posada promovió con ahínco a los estudiantes del Conservatorio de la Universidad, en quienes ella veía los nuevos talentos musicales colombianos.
Además, fue coordinadora durante más de diez años de los conciertos especiales, de martes y jueves, del auditorio Olav Roots del Conservatorio.
La Universidad le hizo un reconocimiento especial en la categoría  Academia Integral Meritoria durante la entrega de las “Distinciones Académicas 2007”.
Su pérdida enluta también al ámbito musical y pianístico del país. Su excepcional talante será recordado por sus numerosos alumnos que vieron en ella un apoyo valioso para crecer artísticamente. En ellos, sin duda, su huella perdurará para hacerse imborrable.
Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html
Luz Ángela Posada, reconocida pianista colombiana y profesora de la UN.

Luz Ángela Posada, reconocida pianista colombiana y profesora de la UN.

9 de Enero del 2013

Las comunidades académica y administrativa de la Universidad Nacional de Colombia están de luto por la muerte de Luz Ángela Posada Villamizar y extienden un saludo de condolencia a familiares y amigos.

Luz Ángela Posada Villamizar, pianista de la UN graduada en 1976 con el título de summa cum laude (excepcional), realizó estudios en el Conservatorio Tchaikovsky en Moscú.

A propósito de su estadía en Moscú, Otto de Greiff realizó una mención sobre el viaje, en la página 11D del periódico El Tiempo del lunes 7 de noviembre de 1977, que reza:

“Luz Ángela Posada. –Y pues  de Moscú hablamos, para allá se nos va ahora a perfeccionar estudios la joven pianista Luz Ángela Posada Villamizar, quien con su hermana Mariana forma un dúo que en los últimos tiempos ha venido destacándose en diversas actuaciones en conciertos y en la radio, como figuras prominentes de la más reciente cosecha artística. Luz Ángela volverá como pianista hecha y derecha. Y a lo mejor, también como estrella de ballet. Y aquí nos hará gran falta. Muchos triunfos le auguramos sus amigos”.

Posada Villamizar ganó dos veces el concurso “Jóvenes talentos” del Instituto Colombo-Alemán.

Se desempeñó como docente de las cátedras de Piano y Música de Cámara del Conservatorio de Música de la UN. Y también era especialista en Diseño Urbano.

Dentro de su paso por la UN, la profesora participó en la realización y dirección de los programas radiales “Blanco y Negro, más de 300 años de piano”, y “Música en Vivo para una radio viva” de UN Radio. Con este último, Luz Ángela Posada promovió con ahínco a los estudiantes del Conservatorio de la Universidad, en quienes ella veía los nuevos talentos musicales colombianos.

Además, fue coordinadora durante más de diez años de los conciertos especiales, de martes y jueves, del auditorio Olav Roots del Conservatorio.

La Universidad le hizo un reconocimiento especial en la categoría  Academia Integral Meritoria durante la entrega de las “Distinciones Académicas 2007”.

Su pérdida enluta también al ámbito musical y pianístico del país. Su excepcional talante será recordado por sus numerosos alumnos que vieron en ella un apoyo valioso para crecer artísticamente. En ellos, sin duda, su huella perdurará para hacerse imborrable.

Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html

Trabajos de la UN son reconocidos con Premio a la Investigación.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
10 de Diciembre del 2012
Por su contribución al desarrollo científico, tecnológico, social y económico de la ciudad, investigadores de la UN en Medellín recibieron este premio de la Alcaldía de Medellín y la Corporación Ruta N.
Se trata del profesor de la Facultad de Minas Juan Fernando Ramírez Patiño y de los estudiantes Juan Sebastián Moreno Múnera, Linda Ivette Berrío Giraldo e Isabela Mariaka Flórez. Ellos fueron distinguidos en las categorías “investigación de mayor impacto en el año 2011-2012” y “estudiantes de pregrado destacados por su vinculación a la investigación”, respectivamente.
El proyecto, liderado por el profesor Ramírez Patiño, fue “Nivel de confort y distribución de esfuerzos en la interfaz socket-Munón en amputados transfemorales”.
Se trata de un sistema que proporciona confort al distribuir equitativamente el esfuerzo del cuerpo para manejar más fácilmente la prótesis y así evitarle al usuario que desperdicie energía.
“La actividad investigativa es fundamental porque cada día nuestro entorno reclama más soluciones a diferentes problemas; y es a través de la investigación como se logran atender estas necesidades”, dijo el docente de la UN.
De igual modo, Isabela Mariaka Flórez, graduada este año de Ingeniería Mecánica, destacó que “este reconocimiento es una prueba de que investigar en pregrado vale la pena”.
“Siento una alegría muy grande. Es una recompensa al esfuerzo que he dedicado a los proyectos en los que he participado”, sostuvo Linda Ivette Berrío Giraldo, que terminó sus estudios de pregrado recientemente.
Asimismo, Juan Sebastián Moreno Múnera se mostró gratamente sorprendido por este reconocimiento y señaló que “es muy satisfactorio que se reconozca que el arte también tiene un lugar en la innovación, en la creación y en la investigación”.
Finalmente, la secretaria de Educación de Medellín, Luz Elena Gaviria López, concluyó: “La innovación y la investigación son el camino en la formación del ciudadano que queremos que habite Medellín y que haga de la ciudad un verdadero hogar para la vida. Ese es el sueño que todos tenemos”.
Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.htmDe izq. a dcha.: Juan Sebastián Moreno Múnera, estudiante de Artes Plásticas; Linda Ivette Berrío Giraldo, ingeniera química; Isabela Mariaka Flórez, ingeniera mecánica; y Juan Fernando Ramírez Patiño, docente de la Facultad de Minas.
De izq. a dcha.: Juan Sebastián Moreno Múnera, estudiante de Artes Plásticas; Linda Ivette Berrío Giraldo, ingeniera química; Isabela Mariaka Flórez, ingeniera mecánica; y Juan Fernando Ramírez Patiño, docente de la Facultad de Minas.

De izq. a dcha.: Juan Sebastián Moreno Múnera, estudiante de Artes Plásticas; Linda Ivette Berrío Giraldo, ingeniera química; Isabela Mariaka Flórez, ingeniera mecánica; y Juan Fernando Ramírez Patiño, docente de la Facultad de Minas.

10 de Diciembre del 2012

Por su contribución al desarrollo científico, tecnológico, social y económico de la ciudad, investigadores de la UN en Medellín recibieron este premio de la Alcaldía de Medellín y la Corporación Ruta N.

Se trata del profesor de la Facultad de Minas Juan Fernando Ramírez Patiño y de los estudiantes Juan Sebastián Moreno Múnera, Linda Ivette Berrío Giraldo e Isabela Mariaka Flórez. Ellos fueron distinguidos en las categorías “investigación de mayor impacto en el año 2011-2012” y “estudiantes de pregrado destacados por su vinculación a la investigación”, respectivamente.

El proyecto, liderado por el profesor Ramírez Patiño, fue “Nivel de confort y distribución de esfuerzos en la interfaz socket-Munón en amputados transfemorales”.

Se trata de un sistema que proporciona confort al distribuir equitativamente el esfuerzo del cuerpo para manejar más fácilmente la prótesis y así evitarle al usuario que desperdicie energía.

“La actividad investigativa es fundamental porque cada día nuestro entorno reclama más soluciones a diferentes problemas; y es a través de la investigación como se logran atender estas necesidades”, dijo el docente de la UN.

De igual modo, Isabela Mariaka Flórez, graduada este año de Ingeniería Mecánica, destacó que “este reconocimiento es una prueba de que investigar en pregrado vale la pena”.

“Siento una alegría muy grande. Es una recompensa al esfuerzo que he dedicado a los proyectos en los que he participado”, sostuvo Linda Ivette Berrío Giraldo, que terminó sus estudios de pregrado recientemente.

Asimismo, Juan Sebastián Moreno Múnera se mostró gratamente sorprendido por este reconocimiento y señaló que “es muy satisfactorio que se reconozca que el arte también tiene un lugar en la innovación, en la creación y en la investigación”.

Finalmente, la secretaria de Educación de Medellín, Luz Elena Gaviria López, concluyó: “La innovación y la investigación son el camino en la formación del ciudadano que queremos que habite Medellín y que haga de la ciudad un verdadero hogar para la vida. Ese es el sueño que todos tenemos”.

Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html

Hallan 30 puntos de alto interés geológico para Antioquia.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
30 de Noviembre del 2012
Páramos, volcanes, cuerpos rocosos y farallones, entre otras bellezas naturales, hacen parte del levantamiento geológico que identificaron investigadores de la UN, con alto valor para la comunidad.
El grupo de investigación en Geología Ambiental (GEA) de la Sede Medellín está compuesto por estudiosos inquietos por explorar la diversidad geológica y paisajística que posee Antioquia. Sin embargo, afirman que esta gran variedad está siendo utilizada en algunos casos para explotación minera; por ello, consideran importante implementar alternativas para que la población se apropie de lo que tiene y lo proteja.
De tal forma, los expertos se apropiaron de metodologías para la identificación de esos sitios a partir de clasificación con inventarios de reconocimiento, de verificación en campo e inventarios especializados en temas específicos en geología. Esto, con el apoyo de metodologías utilizadas en España, que es líder en recuperación geológica.
Ángela María Henao Arroyave, integrante de GEA, dice: “encontramos cerca de 215 puntos de interés para la geología en Antioquia y luego de la evaluación con un índice de patrimonio geológico que acoge 11 variables con respecto a lo ambiental, fauna, flora, arqueología, paleontología y otros temas, llegamos a una clasificación de 30 puntos geológicos en la región”.
Geología para la comunidad
Juan Guillermo Osorio Cachaya, otro de los investigadores de GEA, explica que entre los criterios de valoración geológica está el científico, que determina por qué esos sitios son estratégicos por su interés económico y medioambiental. Por ejemplo, “los páramos son una fuente hídrica para las comunidades, pero tenemos que encontrar un equilibrio entre la explotación y protección”, dice.
Osorio Cachaya enumeró algunos sitios de interés hallados, como la Cascada Velo de Novia en Támesis, la Piedra del Peñol en Guatapé, Cerro Tusa en Venecia, el Volcán de Lodo en Arboletes, el Delta del Río Atrato en Turbo, el Páramo del Sol en Frontino y Cavernas del Esplendor en El Jardín, entre otras bellezas naturales.
La propuesta de los investigadores pretende lograr que las personas de la región conozcan lo que tienen y las rutas para llegar a lugares como cavernas, saltos y cascadas, pues es una actividad que involucra, no solo la geología, sino el geoturismo como una herramienta de desarrollo y de protección de este patrimonio.
Hasta la fecha, se ha ofrecido el primer curso de Patrimonio Geológico para la comunidad con el apoyo de la Facultad de Minas de la UN y la Fundación EPM, que amparan la intención investigativa.
Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html
Cerro de Caramanta (Caramanta, Antioquia).

Cerro de Caramanta (Caramanta, Antioquia).

30 de Noviembre del 2012

Páramos, volcanes, cuerpos rocosos y farallones, entre otras bellezas naturales, hacen parte del levantamiento geológico que identificaron investigadores de la UN, con alto valor para la comunidad.

El grupo de investigación en Geología Ambiental (GEA) de la Sede Medellín está compuesto por estudiosos inquietos por explorar la diversidad geológica y paisajística que posee Antioquia. Sin embargo, afirman que esta gran variedad está siendo utilizada en algunos casos para explotación minera; por ello, consideran importante implementar alternativas para que la población se apropie de lo que tiene y lo proteja.

De tal forma, los expertos se apropiaron de metodologías para la identificación de esos sitios a partir de clasificación con inventarios de reconocimiento, de verificación en campo e inventarios especializados en temas específicos en geología. Esto, con el apoyo de metodologías utilizadas en España, que es líder en recuperación geológica.

Ángela María Henao Arroyave, integrante de GEA, dice: “encontramos cerca de 215 puntos de interés para la geología en Antioquia y luego de la evaluación con un índice de patrimonio geológico que acoge 11 variables con respecto a lo ambiental, fauna, flora, arqueología, paleontología y otros temas, llegamos a una clasificación de 30 puntos geológicos en la región”.


Geología para la comunidad

Juan Guillermo Osorio Cachaya, otro de los investigadores de GEA, explica que entre los criterios de valoración geológica está el científico, que determina por qué esos sitios son estratégicos por su interés económico y medioambiental. Por ejemplo, “los páramos son una fuente hídrica para las comunidades, pero tenemos que encontrar un equilibrio entre la explotación y protección”, dice.

Osorio Cachaya enumeró algunos sitios de interés hallados, como la Cascada Velo de Novia en Támesis, la Piedra del Peñol en Guatapé, Cerro Tusa en Venecia, el Volcán de Lodo en Arboletes, el Delta del Río Atrato en Turbo, el Páramo del Sol en Frontino y Cavernas del Esplendor en El Jardín, entre otras bellezas naturales.

La propuesta de los investigadores pretende lograr que las personas de la región conozcan lo que tienen y las rutas para llegar a lugares como cavernas, saltos y cascadas, pues es una actividad que involucra, no solo la geología, sino el geoturismo como una herramienta de desarrollo y de protección de este patrimonio.

Hasta la fecha, se ha ofrecido el primer curso de Patrimonio Geológico para la comunidad con el apoyo de la Facultad de Minas de la UN y la Fundación EPM, que amparan la intención investigativa.

Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html

Dan a Irasema Alcántara, premio de investigación para científicos jóvenes de la AMC.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

La investigadora de la UNAM consideró que la geografía se encuentra en una etapa en la que necesita reafirmar y consolidar su liderazgo.
La investigadora de la UNAM consideró que la geografía se encuentra en una etapa en la que necesita reafirmar y consolidar su liderazgo.

29 de Octubre del 2012

En los últimos años, la geografía en México y el mundo ha sido una disciplina estratégica, cuyo enfoque está dirigido de manera esencial al análisis y comprensión de las interacciones entre los procesos naturales y las sociedades, a diferentes escalas, tanto espaciales, como temporales, afirmó Irasema Alcántara Ayala, investigadora del Instituto de Geografía de la UNAM.

Sin embargo, en este momento se encuentra en una etapa en la que necesita reafirmar y consolidar su liderazgo como disciplina analítica e integradora para tomar una posición rectora en el trabajo inter, multi y transdisciplinario, y dar solución rápida y efectiva a problemas locales, nacionales y globales, dijo la reciente ganadora del Premio de Investigación para Científicos Jóvenes de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC).

“La gestión de riesgo de desastres se encuentra en una etapa promisoria, pues han habido avances notables en países como Colombia, Venezuela, Malasia e Indonesia, entre otros, en los que se considera dicho enfoque como una necesidad, así como parte fundamental para el ordenamiento territorial y el desarrollo sustentable.

En nuestro país, agregó, hay una apertura a esta visión, y, de manera aislada, se han efectuado algunas acciones al respecto, pero falta establecer una política de gestión de riesgos de desastres de carácter nacional, en la que el hilo conductor sea una clara expresión del entendimiento de que estos fenómenos son procesos socialmente construidos, y cuyo liderazgo esté a cargo de individuos con conocimientos y experiencia en el tema.

La universitaria consideró que el premio de la AMC, además de ser un estímulo importante, representa un gran reto y un compromiso con su labor cotidiana, tanto de investigación, como en la formación de nuevas generaciones de científicos, sin dejar de lado la capacidad de contribuir a la divulgación y la comunicación de la ciencia.

Este reconocimiento es una manera sencilla, pero muy sentida y cariñosa, de decirle gracias a la Universidad Nacional, por haberme brindado la posibilidad de formarme y ser parte de ella, puntualizó.

Alcántara cursó la licenciatura en Geografía en la Facultad de Filosofía y Letras (FFyL) de la UNAM, en la que obtuvo la medalla Gabino Barreda. Realizó el doctorado en Geografía, con especialidad en geomorfología, en la Universidad de Londres, Inglaterra, y una estancia posdoctoral en el Instituto Tecnológico de Massachusetts, en Boston.

Es profesora de la FFyL y del posgrado en Geografía de la UNAM, así como miembro del Sistema Nacional de Investigadores. Sus intereses científicos la han llevado a estudiar el impacto de los deslizamientos de tierra en zonas de alta vulnerabilidad en diversas regiones de México.

Su labor incluye la zonificación de áreas potencialmente inestables, instrumentación y monitoreo de laderas, análisis de vulnerabilidad social, evaluación de riesgos, cartografía comunitaria, sistemas de alerta temprana, percepción y gestión de desastres en zonas urbanas y rurales, especialmente aquéllas con presencia de grupos indígenas.

Ha participado como responsable en varios proyectos de investigación. Tiene alrededor de 50 publicaciones en revistas nacionales e internacionales, y libros. Ha sido invitada a impartir conferencias en eventos académicos nacionales e internacionales; ha dirigido 11 tesis de licenciatura, 10 de maestría y cinco de doctorado, y ha impartido cursos especializados en programas de riesgos y desastres, dentro y fuera del país.

Es miembro de la Comisión Dictaminadora del Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred), del Comité Científico Asesor del Sistema Nacional de Protección Civil (SINAPROC) sobre Fenómenos Perturbadores de Origen Geológico, y de la Subcomisión de Ciencia y Tecnología, del Consejo Consultivo Permanente de Prevención de Desastres y Protección Civil del mismo SINAPROC.

Fungirá como presidente de la Sociedad Mexicana de Geomorfología (hasta este año), y entre 2008 y 2012 será vicepresidenta de la Unión Geográfica Internacional (UGI).


Ha recibido numerosas distinciones, entre ellas la 3rd Evelyn Pruitt Lecturer, reconocimiento a la labor sobresaliente de mujeres en geografía por la Universidad Estatal de Louisiana, Estados Unidos. En 2009, fue designada miembro del Comité de Planeación y Evaluación Científica del Consejo Internacional para la Ciencia (ICSU), y Young Affiliate Fellow de la Academia de Ciencias para el Mundo en Desarrollo.

Fue merecedora en 2011 del premio a Jóvenes Científicos, otorgado por la Academia de Ciencias para el Mundo en Desarrollo, en el área de Ciencias de la Tierra; es vicepresidente del Consorcio Internacional de Deslizamientos (ICL) e integrante del Comité Científico de Investigación Integral en Riesgos de Desastres del Consejo Internacional para la Ciencia (IRDRICSU).

Boletín UNAM-DGCS-660
Ciudad Universitaria