Biodiversidad atrae el desarrollo de negocios sostenibles

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

Fundamentar el uso y explotación de los recursos naturales de Colombia y el mundo es una de las características del biocomercio y los bionegocios.
Fundamentar el uso y explotación de los recursos naturales de Colombia y el mundo es una de las características del biocomercio y los bionegocios.

4 de septiembre de 2011
Agencia de Noticias UN – Fundamentar el uso y explotación de los recursos naturales de Colombia y el mundo es una de las características del biocomercio y los bionegocios.

Los bionegocios son las actividades económicas basadas en el uso sostenible de la diversidad biológica y los ecosistemas que la integran, sin que estos sean propios de las regiones que las utilizan.

Durante un conversatorio organizado por la Facultad de Administración de la UN en Manizales, Katherine Garzón Bedoya, gerente de la empresa Biotechnova, explicó el aporte de estas actividades al desarrollo científico, investigativo e industrial de una región, con el fin de comprender su significado y aplicación.

“Son una nueva corriente de los negocios cuyo valor agregado radica en promover la descentralización de la economía para generar empleo en zonas rurales, revalorizar la cultura étnica, internacionalizar los costos por la conservación de los recursos naturales, diversificar las exportaciones y generar divisas”, explicó Garzón Bedoya.

De otro lado, el biocomercio es la forma a través de la cual se explota la biodiversidad propia de una zona. “Es el conjunto de actividades de recolección, producción, procesamiento y comercialización de bienes y servicios derivados de la biodiversidad nativa, bajo criterios de sostenibilidad ambiental, social y económica”, explicó la expositora.

La aplicación de estas dos estrategias contribuye con el desarrollo científico, económico, social y cultural de una región porque dependen tanto de los productos naturales con los que cuenta como también del manejo que se les da.

Según la gerente de Biotechnova, es necesario el trabajo de un grupo multidisciplinar que cuestione y coordine los ejes de acción y la viabilidad de los proyectos que involucren a estas dos actividades.

Cada uno de los profesionales involucrados en este tipo de proyectos aporta su conocimiento en pro de la creación de centros de biotecnología, bioinformática y biocomercio, capaces de ofrecer una sustentabilidad económica para las poblaciones de donde son extraídos los productos con los cuales se harán negocios tanto nacional como internacionalmente.

“La idea es manejar el biocomercio y los bionegocios desde siete principios relacionados con la sostenibilidad del medioambiente y que trasciendan en la creación de cadenas de valor, respeto por los derechos humanos y la inclusión de poblaciones indígenas a los sectores económicos comúnmente desarrollados”, agregó la experta.

Créditos: unal.edu.co

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*