Sáquele más provecho al polen que consume

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

BOGOTÁ D. C., 09 de febrero de 2017 — Agencia de Noticias UN-

La cepa Lactobacillus kunkeei fue identificada por Alfonso Esteban Alarcón, magíster en Ingeniería Química de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), quien explica que “para mejorar la digestibilidad y lograr una mayor asimilación de los componentes se hace un proceso de trasformación con microorganismos aislados de la misma materia prima, en este caso el polen”.El investigador recordó que especies como las abejas y los humanos no cuentan con enzimas capaces de degradar la exina, una capa externa protectora del polen que le confiere alta resistencia, por lo que al consumirlo en estado fresco se desaprovecha su potencial nutricional.

En la colmena, el polen se convierte en un producto fermentado que se conoce como “pan de abeja” y se da gracias a la acción microbiana llevada a cabo por bacterias ácido lácticas (BAL) y levaduras. El objetivo de la investigación fue realizar este proceso desde el laboratorio.

El investigador Alarcón utilizó polen colectado en diferentes fincas de la vereda Viracachá, del municipio de Soracá (Boyacá). Las cepas de trabajo utilizadas fueron Lactobacillus brevis y Lactobacillus kunkeei, y como control positivo se empleó una cepa ATCC Lactobacillus plantarum.

Una vez se aislaron los microorganismos, se purificaron y realizaron pruebas bioquímicas para identificarlos y determinar el género y la especie bacteriana a la que pertenecían.

Luego de esto se hicieron fermentaciones para mirar cuáles microrganismos tenían una mejor adaptación al polen, se observó la producción de ácido láctico y durante cuatro días midieron la acidez, el pH y los componentes bioactivos.

“Allí se identificaron tres microrganismos que sí demostraron tener una capacidad fermentativa alta. Estas bacterias ácido lácticas modifican la estructura externa del polen aumentando su biodisponibilidad”, explicó el ingeniero.

La cepa de Lactobacillus kunkeei mostró tener mayor resistencia a medios ácidos, se mantiene en el tiempo y generó cambios significativos en la estructura del polen.

Beneficios del polen cundiboyacense

El polen que se produce en la zona del altiplano cundiboyacense tiene características nutricionales bastante altas en cuanto al contenido de antioxidantes y polifenoles, ya que en esa región la radiación solar es mucho más alta que en otros climas tropicales y le da una mayor cantidad de nutrientes que pueden ser utilizados por el ser humano.

En esta región la productividad de polen es hasta cinco veces mayor que en países productores, y la producción promedio por colmena al año es de aproximadamente 38 kilogramos.

Esta investigación se realizó en el Instituto de Ciencia y Tecnología de Alimentos (Icta) de la U.N. y forma parte del “Programa estratégico en alternativas para la generación de valor en productos apícolas en Colombia, a través de la innovación y el desarrollo tecnológico” financiado por Colciencias y el programa de estímulos a la investigación Thomas van der Hammen del Jardín Botánico de Bogotá.

Se espera seguir realizando investigaciones macro sobre este tema, para utilizar el polen fermentado en procesos biotecnológicos y obtener un producto in vitro que se pueda comercializar.

Fuente: agenciadenoticias.unal.edu.co

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*