Tag Archives: idea

Residuos de hongos para suplementación alimenticia de ganado.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
15 de Noviembre del 2012
Los ganaderos del país podrían ahorrar entre 500 y 1.000 pesos diarios por vaca, utilizando en la dieta de sus animales un subproducto de la producción de setas (hongos).
Así lo revela estudio realizado por investigadores de la Facultad de Ciencias Agrarias de la UN en Medellín, que evalúa camas donde crecen los hongos, con el fin de disminuir los impactos ambientales de esta actividad económica y abaratar los costos de alimentación animal que en el trópico de altura son muy altos y que, en últimas, afectan al consumidor, ya que representan un incremento de precios en la compra leche.
“Este material tiene un buen contenido de proteína (12 a 14%) y minerales (30%). Hemos encontrado que con la inclusión de estos sustratos de fermentación en dietas de vacas de alta producción, podemos disminuir costos sin afectar el rendimiento de la leche”, explicó Rolando Barahona Rosales, docente del Departamento de Producción Animal.
De acuerdo con el académico, en los Llanos de Cuivá (Antioquia) existe una de las industrias más grandes para la producción de setas a nivel latinoamericano. Lo que significa que durante ese proceso de producción se usan gran cantidad de insumos y se generan muchos residuos. De ahí, que exista un alto potencial para suministrar este subproducto en la dieta del ganado. “Estos se podrían utilizar más o menos en 150 mil cabezas de ganado de las que hay en Antioquia”, dijo.
Estas y otras iniciativas de investigación realizadas en el Departamento de Producción Animal, buscan la sustentabilidad del modo de vida rural. Así lo señaló el profesor Barahona Rosales: “nuestra apuesta es que el ganadero siga siendo ganadero, que el campesino siga siendo campesino y que el campo siga siendo ocupado pacífica y productivamente. Por lo tanto, estos desarrollos pretenden mejorar la competitividad de la actividad pecuaria”.
Asimismo, y ante el reto que debe asumir el país frente a los tratados de libre comercio firmados con distintos países, argumentó: “la preocupación que todos debemos tener es qué tan sustentable va a ser la vida del productor ganadero y lechero del país. En este sentido, es fundamental que con pequeños avances, disminuciones en costos, eficiencia, menor dependencia de recursos externos en los sistemas de producción apuntalemos el desarrollo del sector”.
Los avances de la investigación se dieron a conocer en el I Congreso de Biología molecular aplicada a la producción animal y la conservación de especies silvestres, realizado durante la celebración de los 50 años del pregrado en Zootecnia de la Facultad de Ciencias Agrarias.
Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html
La idea es disminuir costos sin afectar el rendimiento de la leche.

La idea es disminuir costos sin afectar el rendimiento de la leche.

15 de Noviembre del 2012

Los ganaderos del país podrían ahorrar entre 500 y 1.000 pesos diarios por vaca, utilizando en la dieta de sus animales un subproducto de la producción de setas (hongos).

Así lo revela estudio realizado por investigadores de la Facultad de Ciencias Agrarias de la UN en Medellín, que evalúa camas donde crecen los hongos, con el fin de disminuir los impactos ambientales de esta actividad económica y abaratar los costos de alimentación animal que en el trópico de altura son muy altos y que, en últimas, afectan al consumidor, ya que representan un incremento de precios en la compra leche.

“Este material tiene un buen contenido de proteína (12 a 14%) y minerales (30%). Hemos encontrado que con la inclusión de estos sustratos de fermentación en dietas de vacas de alta producción, podemos disminuir costos sin afectar el rendimiento de la leche”, explicó Rolando Barahona Rosales, docente del Departamento de Producción Animal.

De acuerdo con el académico, en los Llanos de Cuivá (Antioquia) existe una de las industrias más grandes para la producción de setas a nivel latinoamericano. Lo que significa que durante ese proceso de producción se usan gran cantidad de insumos y se generan muchos residuos. De ahí, que exista un alto potencial para suministrar este subproducto en la dieta del ganado. “Estos se podrían utilizar más o menos en 150 mil cabezas de ganado de las que hay en Antioquia”, dijo.

Estas y otras iniciativas de investigación realizadas en el Departamento de Producción Animal, buscan la sustentabilidad del modo de vida rural. Así lo señaló el profesor Barahona Rosales: “nuestra apuesta es que el ganadero siga siendo ganadero, que el campesino siga siendo campesino y que el campo siga siendo ocupado pacífica y productivamente. Por lo tanto, estos desarrollos pretenden mejorar la competitividad de la actividad pecuaria”.

Asimismo, y ante el reto que debe asumir el país frente a los tratados de libre comercio firmados con distintos países, argumentó: “la preocupación que todos debemos tener es qué tan sustentable va a ser la vida del productor ganadero y lechero del país. En este sentido, es fundamental que con pequeños avances, disminuciones en costos, eficiencia, menor dependencia de recursos externos en los sistemas de producción apuntalemos el desarrollo del sector”.

Los avances de la investigación se dieron a conocer en el I Congreso de Biología molecular aplicada a la producción animal y la conservación de especies silvestres, realizado durante la celebración de los 50 años del pregrado en Zootecnia de la Facultad de Ciencias Agrarias.

Créditos:http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html

Una feria para formar una cultura de lectura.

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

Feria de Publicaciones FCE-CID: “Formar una cultura de lectura”.
Feria de Publicaciones FCE-CID: “Formar una cultura de lectura”.

14 de Septiembre del 2012

Con esta frase, Sergio Pérez, coordinador de gestión editorial de la Facultad de Ciencias Económicas de la UN, sintetiza lo que es la Feria de Publicaciones FCE-CID.

La muestra editorial, que presenta un abanico de más de 70 títulos (y, con respecto a las revistas, unas 100 ediciones), busca acercar a los estudiantes a las publicaciones de la Facultad con descuentos especiales (precios de entre los 1.000 y los 8.000 pesos) en las diferentes colecciones y publicaciones que ha editado a lo largo de su historia.

Señala que esta exposición editorial en ciencias económicas, con la premisa de “formar una cultura de lectura” entre los estudiantes, se presenta como el preámbulo de una gran feria que va a conmemorar los 60 años de la Facultad.

Hay una serie de libros de una gran relevancia en su historia. Entre ellos se destacan Valor y sistema de precios, de Homero Cuevas; Responsabilidad social empresarial, editado por Carlos Martínez (un libro relevante en la discusión sobre administración); Historia Económica, del profesor Oscar Rodríguez; Lecciones de economía marxista, de José Félix Cataño, por mencionar algunos.

A los que se suman algunas colecciones sobre el TLC, la globalización, teoría económica, macroeconomía y contaduría pública. Se trata de una amplia producción académica de autores bien notables, de un catálogo al cual las personas pueden acceder y revisar la historia de la Facultad.

Y es que presenta referentes de la talla de Sergio Monsalve, el autor de Matemáticas básicas para economistas, un libro que ha tenido una amplia recepción. De hecho, es utilizado como manual de estudios en varias universidades del país.

Pérez afirma que el espíritu de la colección es vehicular toda esa experiencia e investigación que han adquirido los profesores de la universidad en la formación de jóvenes investigadores. Además, a través de estos trabajos, se puede propagar este conocimiento a otros lectores.

“La idea es visibilizar la producción de los profesores, pero también motivar a la comunidad universitaria a que se haga a la colección de las revistas (a los números anteriores) y fidelizar a los estudiantes; que aprovechen estos descuentos que les permiten acceder muy fácilmente a las publicaciones”, cuenta.

Por otro lado, señala que, en el marco de la feria, que se extendió hasta  el 13 de septiembre, hubo dos actividades principales.

En primera instancia, una conferencia sobre de “Derechos de autor en internet”, a cargo de la Dirección Nacional de Derechos de Autor, en el que se pretende acercar a los estudiantes y al público en general a este tema, hay todavía hay muchas dudas.

En segunda, el lanzamiento del libro Teoría microeconómica: elección racional, autoría de Francisco Lozano, profesor de la Facultad de Ciencias Económicas (FCE) de la UN, cuyo libro hace parte de la Colección Textos de la UN.

Para el profesor Lozano, esta obra es producto del cambio que ha sufrido la enseñanza de la microeconomía en Colombia durante los últimos veinte años. Así, lo cataloga como “uno de los primeros textos sobre teoría microeconómica escritos en el país con un nivel de formalización alto debido, entre otras cosas, a su contenido matemático”.

Por lo tanto, recomienda esta publicación principalmente a estudiantes de maestría de primer año, con sólidas bases matemáticas, para entender los referentes teóricos que encontrarán a lo largo de su lectura.

Créditos: http://www.agenciadenoticias.unal.edu.co/inicio.html

Descubren nueva variedad de vainilla en Buenaventura

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

La especie nueva es más aromática que la comercial: la Vanilla planifolia.
La especie nueva es más aromática que la comercial: la Vanilla planifolia.

23 de mayo de 2012

El trabajo académico de Francisco Molineros, estudiante de la UN, en la zona rural del municipio vallecaucano, arrojó resultados positivos en cuanto al hallazgo de una nueva variedad de la planta.

Así lo revela el director del Instituto de Estudios Ambientales (IDEA) de la UN en Palmira, Joel Tupac Otero. Además, señala que, en próximas semanas, la especie tendrá su nombre científico registrado, que  sería Vanilla trigonocarpa, variedad rivassi.

El nombre se le da en honor al agricultor Álvaro Rivas, quien la descubrió en una zona de reserva natural que tiene en sus predios del área rural de Buenaventura.

“Este agricultor es muy dedicado a la conservación y al cuidado de la planta. Él cuenta que sentía el olor y buscaba la flor que pensaba que expelía al aroma. Una vez se agachó en el suelo y sintió el olor dulce del fruto de la vainilla”, cuenta.

Esta nueva variedad es muy promisoria, dice el profesor Otero, por cuanto su aroma sería muy apetecido por la industria cosmética (para perfumes) y de alimentos, como los helados.

El trabajo científico hace parte del Grupo de Investigación en Orquídeas, Ecología y Sistemática Vegetal, en el que participan, también, los docentes Nicola Flánagan, profesora de la Pontificia Universidad Javeriana de Cali, y Robert Tulio González, de la Universidad del Pacífico. Este último ha venido estudiando los componentes químicos de la fragancia de esta variedad. “El profesor González encontró que tiene mucho potencial. Es más fragante que la vainilla comercial (Vanilla planifolia)”, afirma Otero.

“El estudiante Molineros Hurtado hizo un inventario de las vainillas del municipio, y encontró unas plantas que se veían diferentes al resto. Desde ahí, nos entró la duda científica y comenzamos a recorrer herbarios, como el de Historia Natural, en Londres, y el Jardín Botánico de Madrid. Descubrimos que esa misma variedad ya había sido registrada en 1800. Desde entonces ha estado sin identificar, clasificar y sin nombre. Estamos postulando que es una nueva variedad de vainilla no conocida antes por la ciencia”, puntualiza el profesor Otero.

Vienen más pruebas

El profesor Otero Ospina dice que vienen otros pasos científicos, como una valoración del comportamiento de la variedad, porque uno es su desarrollo en la naturaleza y otro muy distinto cuando se la someta a la presión del cultivo. “La parte difícil de las vainillas es, justamente, la productividad. Y debemos constatar qué tanto lo es, para llegar a pensar en su producción a gran escala”, precisa.

En cuanto a que la firma Coca Cola está muy interesada en la vainilla colombiana, el profesor Otero afirmó que es una realidad. “Desde hace mucho tiempo usan vainilla natural en su producto. Incluso, sacaron al mercado la gaseosa con sabor a vainilla”, asegura.

Sin embargo, aclara que este no sería la única fuente de uso e insiste en que el mercado debe comenzar con una producción local, constatar sus verdaderas bondades industriales e ir escalando.

“Tenemos que lograr propagar los materiales nativos, es decir, la misma vainilla, e impulsar el cultivo en la zona. Esta especie no es muy tolerable a otras condiciones climáticas. Luego hay que hacer una caracterización de la calidad del material. Una vez que contemos con estas herramientas y con un sistema productivo, hay que impulsar su comercialización”, concluye.

Créditos: agenciadenoticias.unal.edu.co