Tag Archives: guerra

EU ha matado a cientos de civiles con “drones”, denuncian AI y HRW

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

23 de octubre de 2013Un “drone” sobrevuela el sur de Afganistán, en imagen de archivo, en 2010.
Un “drone” sobrevuela el sur de Afganistán, en imagen de archivo, en 2010.

Estados Unidos ha matado a cientos de civiles –incluidos niños y ancianas– y podría haber cometido “crímenes de guerra” y violado leyes de conflicto armado y derechos humanos en sus operaciones bélicas antiterroristas realizadas por aeronaves a control remoto no tripuladas (drones), según investigaciones presentadas hoy por dos de las agrupaciones de derechos humanos más prominentes.
Amnistía Internacional (AI) y, por separado Human Rights Watch (HRW), presentaron los resultados de investigaciones en dos de los frentes de la “guerra contra el terror” en la cual el gobierno de Barack Obama ha empleado dronespara vigilar y asesinar a sospechosos de terrorismo, y han llegado a la conclusión de que existe amplia evidencia de la violación a la ley internacional en estas operaciones.
Letta Tayler, investigadora de Human Rights Watch, señaló que desde 2009 Estados Unidos ha perpetrado unos 80 ataques con drones en Yemen y ha matado a 473 personas, lo que hace que los yemeníes teman a EU tanto como a Al Qaeda. A la derecha, Mustafa Quadri, de Amnistía Internacional, quien denunció que el programa de asesinatos con aviones no tripulados da a la Casa Blanca una licencia para matar fuera del alcance de los tribunales. Ambos presentaron ayer en Washington amplios informes al respecto. En tanto, el premier de Pakistán, Nawaz Sharif, apremió al gobierno estadunidense a poner fin a estos ataques que violan la soberanía territorial.

CRÉDITOS: La jornada


El corresponsal de guerra Alberto Peláez impartió conferencia en el CCU

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

31 de agosto del 2011

corresponsal

Ante cientos de alumnos de diversas preparatorias, escuelas y facultades de la BUAP que se dieron cita en el auditorio del Complejo Cultural Universitario, el corresponsal de guerra Alberto Peláez, impartió la conferencia “Guerra, Riesgos y Experiencias”.

“Croatas musulmanes y serbios continúan enfrascados en una lucha que no tiene fin…en primera línea de fuego solo existen décimas de segundo para grabar, escribir, enviar la nota y sobrevivir”. Ésta y otras experiencias vividas a lo largo de 25 años, mostró el periodista a través de videos.

Destacó ante los jóvenes estudiantes la importancia de decidir y realizar las cosas con pasión: “todas las profesiones se deben realizar sobre todo con pasión ya sea aviador, plomero, periodista, o rector; cuando uno ejerce es fundamental saber qué quiere hacer y lo más relevante es hacerlo con pasión, amor y con entusiasmo”.

Tras reflexionar que existen dos decisiones fundamentales en la vida: con quién casarse y qué estudiar, comentó que supo que quería ser periodista desde los 10 años, al observar a su padre, Joaquín Peláez, contando historias reales. Sin embargo el periodista no sabía que sería corresponsal de guerra.

“En prácticas de periodista en televisa con Jacobo Zablowdovsky, en un enlace con el mítico “Comandante Cero” de Nicaragua, en 1985, supe que quería ser corresponsal de guerra”.

Egresado de la Universidad Complutense de Madrid, periodista de televisión, radio y prensa y con un posgrado en la Universidad de Harvard, resaltó que su éxito radica en el trabajo en equipo, “rodeado de la gente que te conoce, quiere y valora” con el que ha cubierto 19 guerras, consciente de la importancia del sexto sentido para tomar la decisión adecuada, ya que un error puede ser fatal.

Al referirse a la objetividad, el periodista expresó que a pesar de que desde la Facultad de Ciencias de la Comunicación una de las enseñanzas es ser objetivos, no es posible serlo permanentemente, pues se presentan determinadas situaciones en las que “uno no puede ni debe quedarse impasible”.

Alberto Peláez cerró su presentación con una reflexión acerca de la tenacidad, la voluntad y el sacrificio, para poder ser grandes triunfadores, considerando que éste se basa en la integridad del ser humano.

Finalmente agradeció a Enrique Agüera Ibáñez, Rector de la BUAP, las atenciones que tuvo como anfitrión y manifestó la grata sorpresa que tuvo al estar presente en un escenario tan imponente como el Complejo Cultural Universitario.

Créditos: buap.mx/comunic/2243

El gobierno mexicano activó una guerra inútil por su equivocada estrategia antinarco

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

Involucra ilegalmente a las fuerzas armadas en labores policiacas, denuncia Tenorio Tagle
Involucra ilegalmente a las fuerzas armadas en labores policiacas, denuncia Tenorio Tagle

18 de enero de 2011

* Involucra ilegalmente a las fuerzas armadas en labores policiacas, denuncia Tenorio Tagle

* En diferentes regiones del país hay un estado de sitio de facto

* El abogado analiza la situación en su artículo “Las políticas en torno a las drogas”, publicado en la revista Alegatos

El país pasó de mil ejecuciones al año durante la administración de Vicente Fox a 4 mil en los dos primeros años del actual sexenio y 12 mil en el tercero; en 2010 la cifra asciende a 14 mil ejecutados, por lo que el recuento de muertes a causa de esta guerra contra el narcotráfico podría rebasar los 34 mil fallecidos, señaló el doctor Fernando Tenorio Tagle, investigador de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).

Las quejas de violaciones a los derechos humanos por parte del Ejército (detenciones arbitrarias, cateos inconstitucionales, violaciones, robos y homicidios) se han incrementado en la gestión presidencial actual en 600 por ciento y las fuerzas militares han sido exoneradas o los casos encausados a tribunales militares.

Estos registros evidencian una guerra paciente y escrupulosamente derrotada; un fracaso de las políticas en torno a las drogas y los síntomas de un estado de sitio de facto, sostiene el abogado en su artículo “Las políticas en torno a las drogas”, que aparecerá en el próximo número de la revista Alegatos, que edita la División de Ciencias Sociales y Humanidades de la Unidad Azcapotzalco de la UAM.

La actual administración federal, ávida de consenso, ha activado una guerra inútil, una cruzada moral contra el crimen organizado vinculado al tráfico de drogas sin obtener ningún resultado, asegura en su texto. En esta campaña ha involucrando ilegalmente a las fuerzas armadas en labores policiacas, situación que ha establecido en diferentes regiones del país un estado de sitio de facto en el que el Ejército y la policía federal actúan en abierta ilegalidad.

El académico del Departamento de Derecho explica que la guerra tiende a convertirse en el instrumento simbólico más importante de cohesión social, dado que posibilita e influencia la unión para luchar en contra del “otro”, del enemigo nominado, es por ello que los dirigentes faltos de consenso apelan a ella.

Observa que en el caso de México la guerra contra el narcotráfico ha sido el acto más difundido de la presente administración presidencial sin ningún resultado real positivo, pero sí muchos negativos, como el incremento exponencial de la violencia y el numero de ejecutados a partir de la intervención de las fuerzas armadas.

Llama la atención sobre el hecho de que en países de la Unión Europea donde se verifican cerca de un millón de transacciones ilegales diariamente o en Estados Unidos que es el mayor consumidor de drogas ilegales no se experimentan campañas militares en funciones penales como en México.

En esos países las drogas continúan traficándose ilegalmente y consumiéndose, pero con reducidos márgenes de violencia porque no han militarizado esta cruzada, lo que puede indicar que sean otros los intereses encubiertos por estas políticas.

Para el especialista, una política para reducir o erradicar el tráfico de drogas debe considerar fundamentalmente acciones de prevención y la recuperación de experiencias aleccionadoras, como la holandesa, que legalizó el consumo de mariguana y hachís, autorizando su consumo en cafés y bares, que si bien no ha eliminado el tráfico, ni disminuido radicalmente el número de usuarios, sí resultó un ejemplo ilustrativo para disminuir la violencia y el mercado negro.

La apuesta de legalizar las drogas, de regular esta mercancía en la formalidad tal como sucede con el alcohol y el tabaco debe considerarse en este conflicto, sostiene. Advierte que bajo el aparente ánimo de proteger la salud de la comunidad y terminar con el narcotráfico se han realizado intervenciones a otras naciones.

En Colombia las intervenciones estadunidenses justificadas por la persecución de cárteles de las drogas sirvieron para relajar una disidencia que no se concentra en la actual lucha contra las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia y también en contra del antiguo movimiento del M-19.

Es así que Colombia vivió por mucho tiempo un estado de excepción cuya consecuencia fue la suspensión de garantías individuales, esto es, la permisión de la violencia estatal a través del sistema punitivo sin limitación alguna.

Finalmente hoy el desiderátum se revela en la suscripción de un convenio para establecer en ese país bases militares estadunidenses que no tienen relación alguna con el problema, socialmente construido, del narcotráfico o el uso de drogas.

El experto en criminología opina que “las drogas han sustituido al enemigo que caracterizó los conflictos durante la guerra fría confluyendo con el amplio tema de la inseguridad frente al delito; hoy, cuando el capitalismo avanzado exige su implantación global y se pretende consolidar la hegemonía de Occidente la guerra contra los estupefacientes continuará por ser un buen pretexto para los intereses del capital local y global”.
Créditos: UAM/Dirección de Comunicación Social/uam.mx / Boletín 012/11