All posts by admin

Las campañas políticas no van a la razón, sino a las emociones: Gisela Rubach

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

Al tiempo de asentar que esperanza y futuro es lo que vende una campaña política, la coordinadora del Programa de Marketing Político del ITAM, Gisela Rubach, aseguró que las elecciones sólo se ganan con votos, estrategias y planeación, sin perder de vista al electorado.

Al abrir la sesión de conferencias impartidas en el III Seminario Internacional de Campañas Políticas. “Cómo hacer de tu campaña un movimiento”, que tiene lugar en el Teatro del Complejo Cultural Universitario de la BUAP, la experta en el tema afirmó que las campañas que ganan son las de propuestas.

Aunque señaló que las campañas negativas sólo ahuyentan al electorado, reconoció que éstas cumplen la función de informar a un público que se mantiene indiferente, además de ser las que más interesan a los medios masivos de información, pues “lo que venden es el pleito y la descalificación”.

De acuerdo con la experiencia de elecciones pasadas, informó que el 60 por ciento de la gente que vota decide desde el momento mismo de la nominación de candidatos, mientras que de 8 a 10 por ciento lo hace en el momento en el que están formados para sufragar, por lo que también debe existir una estrategia electoral para el día de la votación.

Durante su charla con el público asistente -estudiantes, equipos de campaña y políticos-, enfatizó que sin duda las campañas son una guerra, por lo que se cuestionó si existen guerras limpias, y reconoció que en aquéllas son útiles las guerras sucias.

Tras indicar que en las campañas políticas debe tomarse en cuenta que “la gente pide menos rollo del candidato, quiere entretenimiento, no aburrirse”, la especialista dio a conocer las cuatro lecciones que deben tomarse en cuenta en toda estrategia política que se diseñe: seguirás la estrategia por sobre todas las cosas (una campaña no se gana con improvisaciones); respetarás la estrategia como a ti mismo; honrarás tu estrategia y tácticas; y no desearás la estrategia de tu prójimo”.

Gisela Rubach puntualizó que no debe perderse de vista que el objetivo en toda campaña política es una “guerra”, por lo que es importante saber ¿cuál es tu ejército?, y reconocer que no hay guerras limpias.

Para concluir, afirmó que “las campañas no van a la razón, sino a las emociones: la gente cree en la gente, en las historias”. Añadió que “las elecciones sólo se ganan con votos y con estrategias”.

El III Seminario Internacional de Campañas Políticas tiene lugar los días 25 y 26 de marzo, en el Teatro del Complejo Cultural Universitario de la BUAP.

Créditos: Comunicación Institucional BUAP (buap.mx)

Hemos permitido que las fuerzas del mercado definan el futuro: José Narro Robles

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

El rector de la UNAM, José Narro Robles, en la suscripción del convenio entre la UNAM y la CEPAL, para instaurar el Premio Juan F. Noyola.
El rector de la UNAM, José Narro Robles, en la suscripción del convenio entre la UNAM y la CEPAL, para instaurar el Premio Juan F. Noyola.

• El modelo seguido por México en los últimos lustros no ha sido capaz de solucionar el presente, menos el futuro, sostuvo el rector de la UNAM

• Debemos terminar con la desigualdad tan lacerante, que sitúa América Latina en el primer lugar del mundo en este ámbito, acotó

• La Universidad Nacional y la CEPAL suscribieron un convenio de colaboración para la instauración del Premio Internacional de Investigación en Desarrollo Económico Juan F. Noyola

México debe revisar, debatir y discutir el porvenir, porque parte del paradigma que hemos seguido en los últimos años es dejar que otros, supuestamente más sabios y más exactos, como las fuerzas del mercado, definan el futuro, advirtió el rector de la UNAM, José Narro Robles.

En ese modelo, que en los últimos lustros ha seguido México, está prohibido pensar hacia delante y, en consecuencia, el mercado determina lo que pasará, aunque hasta hoy, éste último no ha sido capaz de solucionar el presente, y menos el futuro, aseguró.

En la ceremonia de suscripción de un convenio de colaboración entre esta casa de estudios y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) para la instauración del Premio Internacional de Investigación en Desarrollo Económico Juan F. Noyola, añadió que México y Latinoamérica requieren terminar con la desigualdad tan lacerante que sitúa a la región en el primer lugar del mundo en este ámbito.

Por ello, abundó, es indispensable perder ese deshonroso primer lugar y contribuir a que la pobreza disminuya y la gente tenga una expectativa de una vida mejor.

En el auditorio de la Coordinación de Humanidades, Narro Robles señaló que debemos ver hacia el futuro y comprometernos con lo que queremos y necesitamos: un porvenir mejor, más equilibrado, con mayor equidad, que promueva la vida digna y que asegure que la gente tenga lo que necesita: educación, salud, empleo y vivienda.

Por su parte, Alicia Bárcena Ibarra, secretaria ejecutiva de la CEPAL, mencionó que la crisis financiera y sus repercusiones en América Latina, hacen patente la urgencia de una reflexión profunda en torno a los caminos del desarrollo, y a la inserción internacional de un país como México a la región y al mundo.

Al referirse al premio, Jorge Basave Kunhardt, director del Instituto de Investigaciones Económicas (IIEc) de la UNAM, sostuvo que será un incentivo para la investigación sobre diversas problemáticas que dan contenido al desarrollo, como el papel del Estado en el fomento de la economía, una justa distribución del ingreso, el medio ambiente y la participación democrática, es decir, la sustentabilidad del desarrollo, y muchos otros, como la política industrial.

El certamen será bianual y en él podrán participar académicos, profesionistas e intelectuales latinoamericanos, y académicos residentes en la región; cada dos años tendrá como escenario de premiación un seminario internacional en la UNAM, en el que se presentarán los trabajos ganadores y se debatirá sobre el tema del desarrollo económico.

A la suscripción del documento asistieron, entre otros, Estela Morales Campos, coordinadora de Humanidades de la UNAM y Hugo E. Beteta, director de la subsede regional en México de la CEPAL.

Créditos: Boletín UNAM-DGCS-181 – dgcs.unam.mx

El Museo del Chopo reabrirá sus puertas

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

Después de un profundo proceso de remodelación y creación de nueva infraestructura, el Museo del Chopo reabrirá sus puertas el próximo 19 de mayo.

Las obras implicaron la restauración general del edificio. Se aseguró la integridad de las estructuras originales y se desmantelaron soportes metálicos añadidos en remozamientos anteriores. También, se construyó un nuevo edificio interior de perfil contemporáneo.

En los espacios escénicos, se instaló equipo de última generación de seguridad y de control de temperatura y humedad para la adecuada proyección, sonorización e iluminación.

Además, se dio mantenimiento integral a las cuatro fachadas en sus partes metálicas y de mampostería, y se reemplazaron vidrios por unos nuevos con filtros ultravioleta, que evitan la distorsión lumínica.

La reapertura iniciará con un ciclo de exposiciones, un programa de artes escénicas con propuestas innovadoras de teatro, cabaret y perfomance, danza contemporánea y música, así como funciones de cine.

La dimensión de las tareas emprendidas implicó que el presupuesto destinado a la obra se elevara a 155 millones de pesos. El desarrollo del proyecto traspasó las etapas de obtención de los permisos respectivos de Patrimonio Universitario y del INBA, así como el paso de dos administraciones en la UNAM, con los correspondientes procesos de entrega-recepción.

Créditos: Boletín UNAM-DGCS-181bis – dgcs.unam.mx

Diseñan en la UNAM método para tratar aguas residuales de la industria textil

 
Facebooktwittergoogle_plusmail
Germán Buitrón muestra el reactor solar diseñado en el LIPATA.
Germán Buitrón muestra el reactor solar diseñado en el LIPATA.

• Incluye una parte química y otra biológica, para garantizar eficiencia y menor costo en la degradación de colorantes, dijo Germán Buitrón Méndez, del Instituto de Ingeniería

• Para removerlos se utilizan bacterias que degradan sustancias tóxicas para la salud y el ambiente

Los colorantes con los que se tiñen las telas están hechos para resistir el sudor, los detergentes, la luz solar y el paso del tiempo, así que limpiar el agua que se utiliza en el teñido y dejarla en condiciones óptimas para su reutilización, es un reto que han enfrentado con éxito ingenieros ambientales de la UNAM.

En la Unidad Juriquilla del Instituto de Ingeniería (II), un proyecto que combina un método químico y otro biológico para tratar el líquido proveniente de la industria textil, es un logro del Laboratorio de Investigación en Procesos Avanzados de Tratamiento de Aguas (LIPATA).

“Los colorantes son compuestos muy resistentes y la mayoría son producidos químicamente; por ello, a las bacterias les cuesta mucho trabajo y tiempo degradarlos”, explicó Germán Buitrón Méndez, doctor en ingeniería ambiental y quien encabeza el proyecto.

Color y toxicidad

El color es uno de los principales problemas para tratar el agua procedente de la industria textil.

“Es el más visible, pero es más grave la toxicidad que se produce en los colorantes azoicos, que tienen en sus moléculas dos anillos aromáticos. Al irse en el agua al medio ambiente, las bacterias aerobias (que funcionan con aire) rompen las moléculas de los colorantes y forman dos aminas que pueden ser mucho más tóxicas que el colorante mismo, pues algunas son cancerígenas. Por ello es importante remover totalmente el colorante antes de desechar el líquido”, señaló.

En las plantas de tratamiento convencionales, se decolora el agua, pero los colorantes se quedan pegados en las bacterias que realizan el proceso, así que la contaminación se traslada del líquido a los lodos que contienen los microorganismos.

Proceso acoplado

En el LIPATA aprovechan parcialmente un método químico llamado Fenton, que utiliza peróxido de hidrógeno (agua oxigenada) y sales de fierro para mineralizar los compuestos presentes en el agua y degradar la materia orgánica.

“Es eficiente, pero muy caro por los reactivos que utiliza. Como es un proceso químico, no se asegura que toda la reacción vaya a producir bióxido de carbono (CO2) y compuestos minerales; a veces contiene subproductos que pueden ser tóxicos”.

Para minimizar costos y riesgos del método Fenton, Buitrón y sus colegas lo utilizan solamente en un 10 por ciento para limpiar el agua de la industria textil.

“Iniciamos el tratamiento con el método químico Fenton y utilizamos un sensor, diseñado por nosotros, que nos muestra cómo va la concentración del colorante. Los datos se reciben en una computadora con un algoritmo que decide en qué momento se suspende esta fase del proceso; entonces comienza la fase biológica, que debe estar acoplada al proceso químico para ser exitosa”, detalló Buitrón.

La parte química cataliza la reacción y transforma los colorantes en algo más fácilmente degradable por las bacterias aerobias, que forman parte del proceso biológico.

“Ahorramos el 90 por ciento de los reactivos de un Fenton tradicional, esto disminuye los costos y hacemos el proceso sustentable, porque después las bacterias lo degradan”, aclaró.

En tanto, la fase biológica la realizan las bacterias aerobias que, ubicadas en lodos activados dentro de un reactor, degradan las moléculas del colorante que ya fueron parcialmente modificadas con el método químico.

“La idea de acoplar un proceso químico a uno biológico es degradar la materia orgánica y disminuir la toxicidad. Pero además viene otro componente: utilizamos los rayos ultravioleta del Sol para catalizar el proceso, y lo hacemos en un reactor diseñado en este laboratorio”, destacó.

Con el ahorro de reactivos y uso de bacterias, el tratamiento de aguas residuales del LIPATA es una interesante propuesta para la industria textil mexicana, repartida en varias zonas del país en pequeñas empresas y talleres.

“Actualmente estamos listos para pasar de la fase experimental a una piloto, para probar las cantidades reales de una empresa textil”, señaló Buitrón.

Por ello, el investigador y sus colegas buscan una contraparte empresarial que se interese en el proyecto. “Con este método se abaratan costos y se garantiza el reuso del agua en la misma industria textil”, concluyó.

Créditos: Boletín UNAM-DGCS-180 – dgcs.unam.mx

Congreso Nacional de Enlace Tecnológico

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

Congreso Nacional de Enlace Tecnológico. Puebla. Abril 2010
Congreso Nacional de Enlace Tecnológico. Puebla. Abril 2010

Invita la Facultad de Ciencias de la Computación BUAP

Temas:

Robótica

Inteligencia Artificial

Seguridad en Redes

Del 20 al 23 de abril de 2010

Puebla