Abuso de patentes favorece a grandes farmacéuticas

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

BOGOTÁ D. C., 09 de mayo de 2017 — Agencia de Noticias UN-

Dicho monopolio permite aplicar al medicamento un precio superior –que muchas veces sobrepasa con creces- al de producción e investigación. Estos casos se dan especialmente en medicamentos para el tratamiento de enfermedades como cáncer, hepatitis C y VIH, entre otras.Así lo explicó el profesor Carlos Correa, director del Centro de Estudios Interdisciplinarios de Derecho Industrial y Económico de la Universidad de Buenos Aires (Ceidie), al referirse a algunos aspectos relacionados con el Reporte del Panel de Alto Nivel sobre Acceso a Medicamentos del Secretario de Naciones Unidas.

Como parte de la programación académica del Centro de Pensamiento Medicamentos, Información y Poder de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), el profesor Correa manifestó que si bien se concibieron para recuperar la inversión en el desarrollo de nuevas tecnologías, en ocasiones las grandes multinacionales abusan del sistema para garantizar ganancias astronómicas. Además, este comportamiento impide que tales desarrollos tecnológicos puedan emplearse para atender la demanda del público.

Como consecuencia de esta dinámica, los gobiernos se ven imposibilitados para pagar tratamientos que impliquen el uso de este tipo de medicamentos o deben racionarlos exclusivamente para los pacientes en estados más avanzados de la enfermedad.

Sin embargo, los países tienen cierto margen de maniobra para interpretar criterios de patentabilidad de manera rigurosa -novedad, altura inventiva y aplicación industrial-, con el objetivo de  conceder licencias a productos que en realidad lo merezcan.

Aunque así lo confirma el Panel de Alto Nivel de la ONU y otros documentos como la Declaración de Patentes del Instituto Max Planck y una publicación de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización Mundial del Comercio (OMC) y la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI), para el profesor Correa resulta sorprendente que el superintendente delegado de propiedad industrial en Colombia, José Luis Londoño, afirmara lo contrario durante un evento realizado ese mismo día en el Ministerio de Salud.

Doble rasero

Según el profesor Correa, “si bien algunos hablan de expropiación, el Gobierno hace una excepción que permite a un tercero utilizar la patente contra el pago de una regalía al titular de la misma, puesto que la licencia obligatoria preserva el derecho y solo permite otro competidor bajo condiciones muy reguladas”.

Países como Brasil distribuyen de manera gratuita medicamentos para el tratamiento de Sida. A partir de 2012, realiza compras masivas usando la licencia obligatoria. De esta manera, ahorró 227 millones de dólares tan solo durante ese año.

Óscar Lizarazo, profesor de la Facultad de Derecho de la U.N., señala que Colombia es el país suramericano que más patentes ha otorgado para medicamentos contra Hepatitis C, escenario que puede elevar los precios y dificultar el acceso.

“Es importante cuidar la calidad en el examen y concesión de patentes, porque en Colombia se ha priorizado la agilidad sobre la calidad, pasando de conceder el 23 % a cerca del 50 % de las solicitudes en general, aunque no específicamente con relación a medicamentos“.

Fuente: agenciadenoticias.unal.edu.co

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*