Aplican modelo que mejora lectoescritura en estudiantes

 
Facebooktwittergoogle_plusmail

BOGOTÁ D. C., 17 de septiembre de 2016 — Agencia de Noticias UN-

Este modelo de enseñanza, planteado por Andrea Vera Diettes, magíster en Educación de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) está basado en la teoría de los modelos contextuales y busca agilizar el proceso de lectura y producción de textos en estudiantes universitarios. Luego de ejercer por más de cinco años como profesora de lectura y escritura y tras un año como docente en talleres de comprensión de textos, la licenciada planteó la necesidad de formular una propuesta pedagógica menos técnica y metódica, que arrojara mejores resultados al guiar a los estudiantes universitarios en la construcción de textos argumentativos.

De esta manera, acudió a la teoría de los modelos contextuales planteada por Teun van Dijk, quien explica que la relación entre el contexto y el discurso no es causal y directa, puesto que no son posibles variables objetivas en torno a las situaciones de comunicación.

De esta manera, se construyó una herramienta aplicada a 20 estudiantes de la Universidad durante 16 semanas consecutivas. Mediante un proceso cognitivo que pretende agilizar la construcción de textos argumentativos a partir de niveles de análisis, los estudiantes realizaron un ejercicio de análisis crítico del discurso, como técnica que examina a partir del mismo contenido del tema y se da de manera individual.

Al iniciar se desarrolló una prueba diagnóstica y los alumnos debían escribir un texto argumentativo con base en cuatro textos documentales. El resultado no fue alentador, puesto que los textos entregados planteaban una mera opinión que no se lograba desarrollar de manera precisa, además, no dialogaba con otras opiniones, citas y autores. Con este resultado se emprendió la aplicación de los modelos contextuales. El primer paso fue seleccionar distintos escritos con opiniones opuestas sobre un tema de interés para cada estudiante.

A partir de una fragmentación del proceso de comunicación, se plantearon tres niveles de análisis. En primer lugar, el discursivo, hace referencia a lo dicho explícitamente en el texto. En este punto los estudiantes analizaban, en los textos elegidos inicialmente, las características de los discursos, las estructuras y las ideas generales, para luego poder comparar los argumentos y la tesis central.

El segundo nivel de análisis concierne a lo cognitivo, en el que se busca que, a la hora de abordar un discurso, el estudiante identifique los marcos de conocimiento, es decir, los temas y conceptos, así como los actores, participantes y las ideologías involucradas.

El tercer nivel de análisis está centrado en las funciones sociales del discurso y su carácter es contextual. En esta parte del proceso el estudiante deberá abordar el tema a partir de su punto de vista. Es decir, realizar un análisis de las categorías dentro de la situación comunicativa teniendo en cuenta su conocimiento previo.

Luego de una lectura cuidadosa, el estudiante se enfrenta a la escritura del texto en forma de ensayo argumentativo, aclarando su intención como enunciador y sus argumentos, para lograr que el análisis moldee la significación que le quiere dar al texto.

Los resultados fueron valiosos en términos cualitativos y cuantitativos, puesto que los textos entregados en la prueba final mostraron una mejora en la estructuración de las ideas, así como la capacidad de dialogar de manera coherente con otras opiniones dentro del mismo trabajo, a partir de una pregunta problema, tesis, hipótesis, argumentos y conclusiones mucho más precisos que los planteados al iniciar el curso.

Con este modelo, la investigadora propone utilizar las herramientas que brindan los textos base para que los estudiantes puedan elaborar un texto argumentativo y le pierdan el miedo a la página en blanco.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*